Evitamos la guerra civil, ¿como hoy defender ese concepto?

gabriel-alliende

Por Gabriel Alliende Figueroa

El tema es sensible y complejo, los que vivieron el tenso período en carne propia, hoy ya no están o son ancianos. El tiempo ha transcurrido, desde 1967 año que el MIR se hizo sentir, a la fecha es medio siglo.

La Concertación y la Nueva Mayoría, con el beneplácito del Pdte. Piñera, que votó por el No pero se enriqueció con el sistema, han tenido más de un cuarto de siglo, para ideologizar a los que no habían nacido con la idea mitogénita de los atroces violaciones contra los DDHH, entre ,la extensa gama de libros con cientos de nombres pero de los mismos autores, películas, documentales, museos de la memoria y las banderas de lucha, que desfiguraron la enorme obra refundacional del gobierno cívico militar de 1973, que transformó a Chile de un país pobre, a en vías del desarrollo y hoy en expansión: en lo económico, social, político, docente, cultural, deportivo, regional, administrativo, fortalecimiento de las instituciones del estado nación y con un puesto  en el sitial del planeta. De la aspiración del medio litro de .leche, estamos pensando en un sueldo mínimo sustentable, ético, equilibrado y cristiano. Sin el movimiento emancipador no habría hoy ese desarrollo.lavado-cerebral

La ideologización de los no nacidos, contra el gobierno militar, se unió con el lavado de cerebro para aquellos que en el período o eran muy jóvenes o nacieron durante el, fue la cultura que caracterizó la campaña del «NO» y que siguen esgrimiendo hoy como bandera de lucha victoriosa, con el contenido de: democracia, los derechos humanos, las necesidades del país y con ellas se adueñaron del país y los mismo que fracasaron en los gobierno de Frei y Allende, regresaron, más viejos pero ávidos de poder, de sueldos, de posiciones en la estructura del estado.

Es más, los mismos que gobernaron Chile durante la guerra fría, hoy tienen puestos exclusivos en la plaza de la constitución, ellos no supieron manejar la sociedad, la soliviantaron, trataron de manejar y «no lo lograron», las influencias externas fueron más fuertes.

boinazo

La cultura de quienes estuvimos durante el proceso y desarrollo del gobierno 1973-1990, nos impone una responsabilidad, contar la verdad y » lo hacemos sin levantar la voz», si la contamos el progresismo salta diciendo «otros ejercicio de enlace u otro boinazo», dejando un tóxico legado, acallar a los militares.

Esto de los derechos humanos y los testigos aparecidos, pondrán en jaque a la justicia cuando termine el progresismo y exista conciencia de que los soldados también pueden tener la razón. A sus cuarteles o a Punta Peuco y que guarden silencio es la consigna. El año 1973, 11-septiembreellos no podían sacar a ningún soldado fuera del cuartel sin una orden superior, que conveniente para la democracia de hoy, que es impositiva, irreal, ilógica… a veces no se dan cuenta que un mismo concepto tiene interpretaciones distintas entre un soldado, cabo, sargento o capitán. El cabo reconoce que la patrulla es eso, patrulla, para el capitán la patrulla es  parte de una escuadra que está apostada en un punto fijo.

Hemos leído en procesos que una pareja de soldados allanaron…, nunca ha existido una orden como tal, el ejército no manda a ninguna pareja, puede mandar a dos soldados y un mando, es decir como mínimos tres personas. El tiempo todo lo desfigura, todo lo cambia, pero hay casos, que 43 años después a alguien le reconocieron la voz…sucede…

Los derechos humanos y la necesidad de compensaciones, se transformó en el «cimiento de la nueva sociedad», son miles y miles los chilenos que reciben compensaciones del estado, no solo son de izquierda, para mejor verosimilitud del sistema es transversal, son increíbles los nombres de los que hoy reciben recursos del estado mensualmente.

ppmLa verdad es que el estado debe compensar a los soldados, marinos, aviadores, carabineros e investigaciones, que trabajaron 24x7x30x365x17 años, no tenían otro sueldo que el único que la ley permite, ni sobresueldos, no pudieron ver crecer bien a sus hijos, tuvieron dualidad de cargos con la sociedad, el militar y el otro que el momento le imponía. Chile volvió a la seguridad de siempre, gracias a ellos, a los soldados del silencio.

Las banderas económicas de los derechos humanos, transformaron el concepto social, sensible y humano, en un negocio, donde el gobierno durante 26 años «consecutivos», incluido Sebastián Piñera, no tiene rivales, el ejecutivo, legislativo y judicial se han unido, no hay contrapeso, salvo lo esporádico de algunas personas que no van más allá de los dedos de una mano.

Asociaron el concepto de la vida militar, con violaciones a los derechos humanos, militares sin conciencia, algo así como bestias que emergieron de las tinieblas para causar daño «sin motivo».

carrizal-bajo

Se vivieron momentos tensos tanto en el frente interno como en el fronterizo, el 73 y años siguientes se requisaron miles de armas destinadas a lograr el poder por la vía armada, armas que llegaban desde Cuba y que esgrimidas por terroristas, subversivos y fieles a las doctrinas del castrismo-estalinista. Ellos si tienen derechos humanos, recibieron instrucción militar y tenían las competencias para hacerlo.

Hoy no hay ningún proceso que analice las competencias militares de aquellos que empuñaron las armas, es más, a Miguel Enríquez, hoy se le santifica, un hombre bueno, que bautizó a los miguelitos que destrozaban neumáticos, que no ponía bombas según su hijo MEO y que era un demócrata intachable, siendo la verdad que fue el explosivo iniciador de toda la crisis de los años de Frei y Allende.

No hay ninguna mirada del período, que permitida en el presente, contar la verdad, la razón es simple, la izquierda «reformuló el período», borró toda presencia de él, no acepta conductas de entradas diferentes a su postura.

El padre Montes, Hermógenes, José Antonio Kast, Guillof, Márquez de la Plata y unos pocos más que no suman una docena, adhieren a tener una visión distinta, pero carecen de micrófonos, pantallas, páginas y radios, no hay espacios para la verdad, la cual es una sola y es la que impone «La autoridad sin rivales.»

encarcelados-injustamente

Hoy hay «soldados del silencio», pagan con cárcel  los pecados de otros y a pesar que la pena de muerte se abolió en Chile, para los militares si la hay, muerte en la cárcel, con o sin alzhéimer, con o sin cáncer terminal, sean o no sean culpables, con o sin testigos, con o sin el debido proceso.

Se vive inquietud en la familia militar, nervios de viejos tercios, que delatan su edad de múltiples formas, sin dormir, sin salir por no tener ganas de hacerlo y con el temor de caer preso, por el simple hecho de haber estado de guardia un día x, de haber sido conductor de un vehículo o al cuidado de una central eléctrica.

Bueno la fe es lo único que nos salva a quienes vivimos el gobierno militar en grados subalternos, nos prepararon adecuadamente en lo psíquico y físico, fuimos testigos de la esperanza de un nuevo Chile y fuimos actores de ella, somos miembros dialogantes del pasado, presente y futuro.

¿Hasta cuando puede soportar el ejército pasivo?, bueno esa es una respuesta que debe hacerse la propia sociedad. Una vez soldado siempre soldados, no iremos nunca contra el Alcázar que nos vio nacer,, siempre estaremos con la esperanza, de que triunfe la razón por sobre la imposición de «una verdad exclusiva y excluyente»

Más Artículos

Artículos de Opinión

Boric: Una propuesta Indecente

Escribe Fernando Martínez Collins. Periodista Nuestra prensa, que es mayoritariamente de izquierda, difunde como si fuera lo más normal, sin la menor reflexión, unas palabras del presidente electo ...

Leer más

Noticias

Escándalo del ex-juez Baltazar Garzón: 

 Delincuencia y corrupción entre España y Venezuela, al más alto nivel… Ojalá se destape esto por completo… y debe involucrar a muchos más !!!

Leer más

Artículos de Opinión

A DIOS ROGANDO Y CON EL MAZO DANDO

Por  Humberto Julio Reyes Esta conocida frase fue lo primero que vino a mi mente cuando me detuve a analizar algunas noticias relacionadas con recientes actuaciones del presidente electo. Posteriorme...

Leer más